La Nación

Centro Democrático emitió un live en el que se declaran en oposición al nuevo gobierno

Este lunes 8 de agosto, un día después de la posesión del presidente de Colombia, Gustavo Petro. El primer y único partido que se declaró en oposición, el Centro Democrático, emitió un Live en Youtube con fin de expresar su sentir como movimiento político frente al nuevo jefe de Estado colombiano.

Las voceras esta vez fueron las senadoras Paloma Valencia, María Fernanda Cabal y Paola Holguín.

Este discurso de oposición estuvo centrado en la Paz, la lucha contra el narcotráfico, el respeto para la Fuerza Pública y la protección de la propiedad privada.

La senadora del Centro Democrático, María Fernanda Cabal, reconoció que el discurso del presidente Gustavo Petro fue conciliador y emotivo. Pero advirtió que estuvo lleno de “claros y oscuros”.

Sobre el proceso de Paz realizado con la guerrilla de las FARC, la senadora señaló que “hace 10 años nos prometieron una Paz que no se ha visto y no se verá si el narcotráfico permanece en Colombia”.

Y añadió Cabal que “como oposición rechazaremos aventuras como el perdón social o un acogimiento para criminales”.

La segunda en intervenir es la senadora Paola Holguín, quien considera que “se requiere un Estado capaz de garantizar la Paz y la Justicia. Para alcanzar la Paz el narcotráfico debe ser derrotado”.

“Desde la oposición se construye o se destruye. No queremos ser una oposición como la que sufrimos”, indicó la senadora Paloma Valencia, cuando comenzó de su intervención.

Paloma Valencia afirmó que, si bien hay inequidad en la distribución de tierras, el problema económico y social en Colombia no termina con una supuesta solución a esto. Por el contrario, resaltó el papel de la educación como factor de mejores oportunidades en el país y progreso.

Sobre el tema de las EPS afirma que no está de acuerdo con que sea destruido, pues, si es cierto que algunas cosas no funcionan bien, se deberían hacer ajustes. Para Valencia las ESP y el sistema de salud ha mostrado como lo público y privado confluyen bien por el bienestar de los colombianos, por lo cual solo es necesario estudiar que es lo que no está funcionando correctamente.